Somos contextuales

El menú contextual no solo es lo que aparece con el botón derecho del ratón en nuestro ordenador. Por naturaleza, somos seres contextuales: según dónde nos encontremos, así haremos. Sin embargo, en general no aprovechamos nuestros contextos para ser más productivos.

Siempre que llego a casa y veo la bombilla del lavabo fundida, pienso: el próximo día que pase cerca de la ferretería tengo que comprar una bombilla nueva de led. Y así nos podemos pasar semanas o meses, ya que cuando estamos cerca de la ferretería, nuestra tarea pendiente no nos vuelve a la cabeza. Mantener una tarea pendiente en nuestra cabeza es un gasto de energía: yo siento que periódicamente tengo que estar pensando en cambiar la bombilla para no olvidarme. Por eso la mayoría de las técnicas de productividad pasan por vaciar nuestra cabeza de tareas pendientes y depositarlas en un sistema seguro, confiable por nosotros y accesible en todo momento.

Pero volviendo al tema de nuestro post, ¿ qué es un contexto ? Se podría decir que es la forma en que cada persona se puede llegar a organizar su tiempo y tareas en función de diferentes factores, como por ejemplo, la ubicación. De esta forma, si tuviéramos un contexto llamado @ferretería y todas nuestras tareas marcadas con este contexto, sería muy fácil no olvidarnos nada en nuestra próxima visita. Si quieres ver una forma sencilla de tener recordatorios contextuales según tu localización no te pierdas mi post Nunca más olvidaré comprar la maldita bombilla.

Los contextos no están fijados, aunque alguna técnicas como GTD proporcionan muchas ideas:

  • Localización: @casa, @trabajo, @ferretería, @recados
  • Acción que vayamos a realizar: @teléfono, @desayuno, @comida
  • Conectividad: @conectado (a internet), @desconectado
  • Nivel de energía requerido para realizar la tarea: @mucha energía, @poca energía
  • Tiempo necesario para realizar la tarea: @5 min, @15 min, @30 min, @60 min

Como yo soy una persona de tipo diurno (más productivo por la mañana), al llegar a la oficina filtraría mis tareas según @trabajo, @mucha energía y @30 o @60 minutos. Y a partir de las 4 de la tarde, ya me dedicaría a tareas @poca energía y @5 min o @15 min.

[X] Tarea finalizada: explicar qué es un contexto en el ámbito de la productividad.

Núcleo muy productivo

Este post pertenece a la serie #nucleomuyproductivo que empezaba con mi post (irónico) sobre cuales eran las 5 técnicas principales para ser más productivo. #nucleomuyproductivo también incluye posts sobre la multitarea, las interrupciones, descansar entre tarea y tarea, usar tus contextos y premiarte.

Foto: Milton Stanley de Wikipedia en inglés [GFDL, CC-BY-SA-3.0 undefined CC BY 2.5],

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *